CRÍSIS UNIVERSITARIA

0
430

Por Felipe Sánchez           

-Escaparate Político

Ver el desdoblamiento de la mafia de la UABJO como consecuencia de la captura del ex rector Eduardo Martínez Helmes considerado el capo ante tantos señalamientos de corrupción que, finalmente, lo llevaron a la cárcel, me recuerda una frase clásica que en el Senado de la República dijo la panista Mariana Gómez del Campo: “al final del día la caca flota”.

Cuando el viento de la corrupción ha juntado los últimos dos días a profesionistas, funcionarios Universitarios, porros, agitadores sociales de toda laya y hasta narco-menudistas para defender lo indefendible, confirmo lo que no pocos universitarios gritan: La UABJO se malquisto en manos de los caciques conocidos como “Los Chapos”.

La crítica mordaz de los jóvenes estudiantes señala a los indefendibles como “la familia real” y despliegan en el campus universitario una manta con los nombres de toda esa parentela, sus puestos y posiciones en los más altos rangos de la administración, con los mejores sueldos. Se comportan ciertamente como una dinastía.

Esto resulta inconcebible en una institución cuyo lema en el movimiento de los 70 sonó fuerte: por una universidad crítica, científica, democrática y popular. Parece que los universitarios echaron estos ideales al olvido cuando los avasalló la corrupción, el porrismo, el tráfico de calificaciones, el reparto del poder en el que cada clan hizo de cada escuela su coto de poder, etc.  El peor momento fue cuando el narcomenudeo invadió los espacios universitarios y la Rectoría lo permitió.

En esta crisis que azota institución tan noble, cobra vigencia un libro que universitarios bien nacidos escribieron como vaticinio del trance que hoy sacude a la Universidad y exhibe la desvergüenza de los que se atreven a presionar con marchas y plantones para ver libre no la educación sino a la corrupción. Oh ironía.

EL SALTO DEL CHAPULÍN

 El libro en cuestión, escrito a la llegada del Chapito como Rector (2012) y cuando la “familia real” se apoderó de todos los puestos importantes en la UABJO, dice en algunos de sus párrafos:

“Éste libro es producto de una investigación y del contenido de diferentes entrevistas con académicos de muchos años dentro de la Universidad autónoma Benito Juárez de Oaxaca, así como personal administrativo, alumnos y testigos del devenir de dicha casa de estudios en los últimos años.

“La única realidad que existe en la Universidad Autónoma Benito Juárez de Oaxaca son 24,000 alumnos (hoy pasa de 30 mil) y maestros en un estado de indefensión ante el poderoso grupo de porros y de distribuidores de drogas en esta institución.

“Este enorme poder corruptor es muy importante para el análisis de las autoridades para que puedan realizar una investigación a fondo y comiencen a limpiar una institución que no merece lo que está viviendo.

“Los maestros y los académicos entrevistados (para el libro) optaron por el anonimato, no es porque sean hombres o mujeres cobardes. Tienen miedo ser agredidos por los porros y el narcotráfico movidos por los intereses del Rector que impone un clima de violencia contra académicos y sus familias.

“Los documentos que se van anexar en algunos casos ya están clarificados y fundamentalmente el personal de la universidad sabe que lo denunciado está totalmente comprobado

“Es indignante que a través del porrismo se produzcan generaciones completas de profesionistas sin conocimientos y que solamente han concluido sus carreras gracias al poder del porrismo y el narcotráfico, al comprar las calificaciones o adquirir con dinero sus ingresos a diferentes facultades.

“Esta universidad ha sido clasificada por los funcionarios del gobierno del estado de Oaxaca y muchos del gobierno federal y los académicos como la primera escuela pública que está concesionada a un grupo de explotación privada.

“El otro asunto por el cual se mantiene el anonimato es el que a lo largo de las diferentes negociaciones y discusiones que se han tenido con los académicos ha parecido un personaje brutal, cruel y corrupto en el estado de Oaxaca, Jorge el Coco Castillo

“Este personaje que como todo el mundo sabe, es el operador del gobernador de Oaxaca, Gabino Cué Monteagudo y se encarga de hacer las negociaciones políticas y por supuesto de hacer los grandes negocios.

“Entre los negocios que tiene Jorge Castillo y otro grupo de funcionarios de la administración de la familia real del  rector de la Universidad autónoma Benito Juárez de Oaxaca, Eduardo Martínez Helmes, son las empresas de Outsourcing con las cuales rebatían los derechos laborales a todos los trabajadores y académicos de esa universidad. Este negocio les deja varios millones de pesos y el beneficiario es Jorge Castillo”. (continuamos)

Compartir
Artículo anteriorTambién “Decapitaron” a los Presidentes M. Alemán y V. Fox
Artículo siguiente-Fin a la corrupción.
Autor de Escaparate Político desde 1977 consolidada como una de las columnas de mayor permanencia. Dos veces Premio Estatal de Periodismo; Premio México de Periodismo de la Federación de Asociaciones de Periodistas de México. Socio fundador de la Asociación de Periodistas de Oaxaca. Corresponsal (Oaxaca) de la gran cooperativa de Excélsior hasta su privatización.