VIOLENTOS Y CORRUPTOS

0
321

Por Felipe Sánchez

-Escaparate Político

Continuando con el tema de la crisis en la Universidad Autónoma Benito Juárez donde vemos solo alboroto de los que quieren la corrupción no la educación, debo mencionar la memorable cita de Luther King: “más que las palabras de los violentos temo el silencio de los buenos”.

Cuanta sabiduría encierra esta expresión porque el silencio es el sepulcro de las democracias. Parece que ya pusieron lápida a las consignas estudiantiles de los años 70: “por una Universidad crítica, científica, democrática y popular”. Olvidar estos principios es muy peligroso para una institución que alguna vez fue considerada “la máxima Casa de Estudios”. El intento por restablecer en la UABJO el orden y la legalidad -esa es la intención de la captura del Chapito- debería mover a los universitarios bien nacidos, pero no es así.

Ocurre lo contrario cuando vemos juntos a activistas del Mult, del Pup, porros, narcomenudistas, funcionarios universitarios convenencieros, mercachifles como Hugo Jarquín que recibió del Chapito título con calificaciones de excelencia cuando los alumnos no lo vieron en las aulas, y toda laya de parásitos de dos patas, vale preguntar ¿y los buenos universitarios?

Fenomenal resulta que una decena de porros retengan autobuses con toda impunidad para bloquear avenidas. Los buenos ciudadanos callamos. Soportamos mansamente a los abusos de porros y activistas que se dicen universitarios para pisotear nuestro derecho constitucional al libre tránsito con la seguridad de que así presionarán para ver libre al ex rector señalado como capo de la mafia UABJO.

Dejar hacer y dejar pasar en esta institución ha sido una constante de los gobiernos, pero también de los buenos universitarios y de los ciudadanos. Esta indiferencia es la causa de que con el presupuesto que debería servir para la educación se use para cebar políticos oportunistas como los que desenmascara el libro “La Familia Real” que hoy sigo compartiendo con mis lectores.

EL SALTO DEL CHAPULÍN

“Todos saben que Jorge Castillo tiene relación estrecha con políticos apegados a prácticas de corrupción. Muchos universitarios recuerdan lo que dijo en las negociaciones (cuando hablaba por Gabino): al gobierno le importa una chingada lo que pase en la universidad, lo único que quiere es que no haya escándalos”.

El libro apunta detalles sobre el surgimiento de los sindicatos de la UABJO como bastiones de poder. Dice

“En Oaxaca a través de la COCEO y la Federación Estudiantil (FEO) se crea el primer sindicato que es el “3 de marzo” en el Ayuntamiento de la capital. Después crea el sindicato de la Dodge, el de Choferes del Sur y al final el STEUABJO. Este sindicato se legaliza siendo Rector Rubén Vasconcelos Beltrán quien lo reconoce y firma el primer contrato colectivo en 1974. Esto se formaliza hasta 1980 cuando la Junta Local otorga el registro al STEUABJO, es decir, durante 6 años la Universidad tuvo sindicato, pero no reconocido legalmente.

“Cada año se firmaban contratos colectivos y se revisaban, entonces se convalidan todos, pero curiosamente cuando se reconoce al STEUABJO se forma inmediatamente el STAUO que encabeza Marco Antonio Niño de Rivera y que extiende sus dominios vinculándose a través del control del STAUO, con el proyecto de un sindicato nacional universitario (SUNTU). Cabe resaltar que Abraham Martínez Alavés, en el STAUO, se destaca como miembro fundador.

“Después se crea el de Trabajadores de Confianza por lo que todo el mundo se preguntaba ¿por qué? Teóricamente es legal, no hay ley que lo invalide.

“Para contrarrestar la fuerza del sindicato blanco (STEUABJO), se crean el SECUABJO, el STAUO y el de Trabajadores Independientes (Situabjo).

“En busca de terminar con el cacicazgo del sindicato de trabajadores académicos, forman el SUMA que originalmente fue un sindicato que se hizo con la gente que quedó del STAUO que dirigía Eusebio Jarquín quien fue secretario particular del entonces rector Ildefonso Zorrilla Cuevas.

“A alguien se le ocurrió invitar a Martínez Alavés quien no era parte del proyecto porque la parte técnica fue redactada por abogados de la UABJO y él no sabía nada de este proyecto. Al igual se suma Evelio Bautista Torres y curiosamente quien lo propone para Secretario General fue Víctor Raúl Martínez Vázquez.

“Esta gente de la supuesta izquierda es la que propone a Abraham Martínez Alavés y este los expulsa después del SUMA. Este sindicato crece por la disidencia de algunos maestros de múltiples corrientes para enfrentar al STAUO. Estos acontecimientos se dan en la época de Martínez Neri. Los problemas se inician cuando este no deja llegar a ningún maestro a la Secretaría General de este sindicato, ya que tiene nuevos planes para que la dirigencia sea tomada por su hijo Eduardo Martínez”. Interesante ¿verdad? Continuamos.

Compartir
Artículo anteriorAaron Martinez deja un gran hueco como delegado de la SEGEGO en la región Mazateca
Artículo siguienteEL SALTO DEL CHAPULÍN
Autor de Escaparate Político desde 1977 consolidada como una de las columnas de mayor permanencia. Dos veces Premio Estatal de Periodismo; Premio México de Periodismo de la Federación de Asociaciones de Periodistas de México. Socio fundador de la Asociación de Periodistas de Oaxaca. Corresponsal (Oaxaca) de la gran cooperativa de Excélsior hasta su privatización.