DIPUTADOS ANALFABETOS 

0
122

El Mejor Diario de Oaxaca EL IMPARCIAL, en uno más de sus trabajos de investigación exhibió la limitada formación académica de los diputados federales y locales del partido Morena. “En la bancada oaxaqueña del congreso federal están los peores calificados. En sus fichas curriculares ninguno muestra título ni cédula profesional”. Así dice el trabajo periodístico del colega reportero Andrés Carrera.

Muchos de estos legisladores han sido lo mismo, no han cambiado, solo brincan de hueso en hueso o de partido en partido. Hay que recordar que en julio del 2017 el “Carasucia” Benjamín Robles, aunque operaba como fáctico vicegobernador del saqueador Gabino Cue, empezó a perder influencias al no cumplir con el título y cédula profesional que, como mera ocurrencia, el gobierno “del cambio” exigía a sus altos funcionarios.

No es que nuestros flamantes diputados sean iletrados, pero debemos considerar que, como escribió el dramaturgo alemán Brecht: “el peor analfabeta es el analfabeta político”

Por eso el comportamiento de estos diputados en el Congreso es muy cuestionado. Se han vuelto simples “levantadedos”, votan por lo que les dicen sin reflexionar previamente. Esto tiene sus consecuencias ¿Cuáles?

Por ese analfabetismo político estos diputados son fácilmente manipulados, se convierten en una borregada que va hacia donde les diga el pastor, no tienen capacidad para discernir el voto para tal o cual proyecto de ley, tampoco alcanzan a entender los beneficios o perjuicios que ocasionen con su voto a los ciudadanos que dicen representar. Este es el peligro que significa el hecho de que Oaxaca tenga los diputados “peor calificados”. Sin principios hasta cambian de partido y se mofan del designio de “representantes del pueblo”.

Mario Moya Palencia uno de los dinosaurios del PRI fustigaba este transfuguismo al decir que “no se trata del fin de las ideologías sino de la ausencia de moral pública de algunos políticos que, al traicionar a sus partidos, se traicionan así mismos”. Ni siquiera la libertad de opinión democrática puede justificar este fenómeno. Como resultado de esto hay propuestas serias para que “la ley establezca que, quien cambie de partido no puede ser postulado por otro a un cargo de elección popular sino hasta después de dos años como mínimo, para que no sigan abundando los judas y su oportunismo”. 

Pero lo maniobreros no se abochornan, siguen abundando como cucarachas en la cloaca. La expresión más pedestre de este trapecismo político en nuestro medio se llama Benjamín Robles Montoya “Carasucia”. Este chilango traído de Michoacán para deshonrar la política en Oaxaca, ha saltado sobre muchos partidos. A todos los ha traicionado. Inició sus embaucamientos en el PRI de Michoacán. Al ser traído a Oaxaca, saltó al PC, luego al PRD, al PT del que pronto abjurará para que lo acepten en el Morena.

CONGRESO DISPENDIOSO

En el Mejor Diario de Oaxaca también descubren en otra investigación periodística que el (peor) Congreso del estado (64 legislatura) eroga 42 mil pesos diarios por cada uno de los 42 diputados.

 A tal cantidad hay que agregar el pago a ayudantes, choferes, asesores y un sinfín y oculto listado de subvenciones que reciben cada uno de los 42 diputados que integran el congreso menos productivo pero que más cuesta al erario público.

Entre la opacidad que identifica al congreso de Oaxaca, encontramos que reporta un presupuesto de 655 millones de pesos en este año, pero este columnista tiene evidencias de que el año pasado los diputados ejercieron tal presión que el Ejecutivo tuvo que incrementar para el cierre de año el presupuesto a casi mil millones de pesos, lo que significa una inmensidad de recursos en un estado pobre.

EL SALTO DEL CHAPULÍN

Al interior de las corrientes más beligerantes del cartel 22, surge la envidia y no precisamente de la buena. Dicen que son “minucias económicas y políticas” las que han recibido de su icono López Obrador comparadas con las que está premiando a su archienemiga “Charra” Elba Esther Gordillo.

Cuestionan que el presidente AMLO perdone a la Gordillo las acusaciones que la llevaron a prisión durante cinco años. Pero no solo eso. El Tribunal Federal de Justicia Administrativa anuló un juicio que obligaba a la maestra a pagar 16 millones de pesos correspondientes al ejercicio fiscal 2010. Los celos afloran al interior del cartel 22 al saber que la suerte le está sonriendo a la maestra ya que la semana pasada el mismo Tribunal declaró nula otra sentencia que la obligaba a pagar 9 millones 431 mil pesos de impuestos.

A la maestra mucho dinero, para los rijosos del cartel 22, tolerancia y aliento para que sigan operando desde Oaxaca.

Compartir
Artículo anteriorPREDESTAPES
Artículo siguienteCHANTAJE TRIQUI
Autor de Escaparate Político desde 1977 consolidada como una de las columnas de mayor permanencia. Dos veces Premio Estatal de Periodismo; Premio México de Periodismo de la Federación de Asociaciones de Periodistas de México. Socio fundador de la Asociación de Periodistas de Oaxaca. Corresponsal (Oaxaca) de la gran cooperativa de Excélsior hasta su privatización.