Explica INE en Oaxaca su postura en temas de la Reforma Electoral

0
156

Por Claudia Cristóbal

Después de que senadoras y senadores aprobaran en su mayoría el llamado Plan B de la Reforma Electoral impulsada por el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador; en este día el delegado del Instituto Nacional Electoral, Edgar Humberto Arias Alba manifestó su posicionamiento junto con el personal que labora en este organismo electoral, pues han considerado que el eliminar la estructura del INE será devastador para la democracia en el país.

Según con el delegado, las y los trabajadores de este instituto cuentan con la capacidad y especialización profesional pues todos fueron elegidos a través de un concurso, “hemos sido el instrumento democrático en el país, nuestra única lealtad es a la ciudadanía a la que servimos”, manifestó Arias, al tiempo que precisó que la estabilidad y permanencia del servicio profesional electoral nacional ha sido la clave para la construcción de la democracia en el país y que justamente es algo que con la reforma aprobada se estará acabando.

De ser aprobada esta reforma, serían alrededor de 70 trabajadoras y trabajadores que estarían en riesgo de perder su cargo, 10 pertenecientes a la Junta local y 60 en las Juntas Distritales; espacios que la reforma suprimiría, sin mencionar las 219 plazas existentes en todo el Estado las cuáles se encargan de ejecutar todas las actividades electorales.

En este sentido, al ser el INE el órgano que se encarga de organizar las jornadas electorales, paquetes electorales, conteos y control del material, se tendrían elecciones en riesgo en todo el país, ya que la reforma pretende destruir por completo la capacidad operativa del instituto; lo cual se resume en un riesgo para la democracia en todo el país.

Ante lo dicho, el delegado invitó a las y los ciudadanos a informarse con organismos confiables y accionar sus capacidades cívicas antes de que el proceso legislativo finalice, pues aunque fue aprobada en su mayoría en el senado todavía existen cambios que tendrán que modificarse en la Cámara de Diputados y volver a someterse a votación, “en esta institución hemos trabajado por tras décadas en programas de fortalecimiento de las capacidades ciudadanas ojalá que hayamos podido incidir en algo y se mantenga el debate público de lo que ocurre”, finalizó.