0
652

LA FLOR DEL HUAJE
EL PEZ POR SU BOCA MUERE
Por: Javier HERNANDEZ CORDOVA
El inicio de esta semana fue de un intenso calor político, por la inesperada, aunque siempre esperada renuncia de Jorge Franco Vargas a la dirigencia estatal del PRI. Renuncia que trajo como consecuencia que Jorge Toledo Luis renunciara a la Secretaria General de Gobierno, para entrar como emergente a la presidencia del PRI estatal. Hasta aquí todo va o iba bien.
Ignoro en este momento cómo anden los estatutos del tricolor, pero hasta hace algunos años quien entraba en sustitución de un presidente era el secretario de organización en tanto el consejo político nombraba a un presidente ¿voy bien, o me regreso? Porque, como dije inicialmente, no se cómo anden ahora los estatutos.
Pero bien, creo que quien se tardó demasiado fue Jorge Franco Vargas, porque las sugerencias que ya se daban a gritos era que, desde hace varios meses debería de haber renunciado para no ser “juez y parte”.
Fue un cambio que, desde cualquier punto de vista que se le vea, siempre se caerá obligadamente ya no tanto en las especulaciones, sino en el análisis de los mensajes que muchos de los actores dieron. No creo que alguno de estos mensajes haya sido motivado por un “lapsus tontejus” y más bien lo que se observó es que cada uno trataba de hablar, decir y telegrafiar con el objeto de “medirle el agua a los camotes”.
Como ya era de esperarse, pero más como algo natural, el diario Noticias aprovecha el momento para, más que enviar mensajes, cobrarle varias facturas que aún están pendientes y que al parecer son insalvables para Franco Vargas.
En fin, se habló de unidad, de chismes, de especulaciones, de señalamientos, de inquietudes, de diálogo, de amistad, de partidismo, de triunfo, de traiciones, De todo, hasta se destacó la presencia de “la peladita” Margarita Liborio, que ya dejo muy atrás a Sofía castro en eso de las leperadas y broncas de carretoneros.
Pero de todo, hay algo que me llamo mucho la atención, fue lo que expresó el delegado nacional del CEN del PRI, Carlos Jiménez Macías al precisar que: “Jorge Toledo Luis será el operador político del gobernador Ulises Ruiz Ortiz en este proceso electoral que vivirá Oaxaca para renovar la gubernatura”, ¿que no se entiende que el propio Ejecutivo del Estado ha expresado que él permanecerá ajeno al proceso interno de su partido y en el proceso electoral para renovar la gubernatura, diputados y presidentes municipales? Luego entonces, alguno de los dos no está guardando las formas y esto puede complicar más la conciliación que se busca para poder sacar un candidato de unidad.

Dejar respuesta