DECLARACIÓN OAXACA

0
813

LA FLOR DEL HUAJE
DECLARACION OAXACA
Por: Javier HERNANDEZ CORDOVA
Hoy me he despertado con la noticia de que el ex presidente de México, Vicente Fox Quezada anuncia que el Centro de Estudios, Biblotecas y Museos que construyó con aportaciones de empresarios, en su rancho de San Cristobal, Guanajuato, será convertido en un casino y palenque. Siempre se dijo y después se confirmó que Vicente Fox tenia problemas de facultades mentales, y que esto fue guardado mucho tiempo como un secreto de Estado.
Pero como decían nuestros ancestros: “ ¡está loco, pero no pendejo!” porque siendo presidente engañó a los empresarios para este centro de estudios y hoy se los lleva al baile convirtiendo esta inversión en un negocio que, por sus caracteristicas, nada tiene de cultural o de centro de estudios, pero sí mucho futuro para la realizacion de negocios ilícitos e incluso para lavado de dinero.
En la actualidad se dice y ya no se puede guardar como un secreto de estado que el presidente Felipe Calderón es un dipsomano, un hombre que como Presidente de México hace declaraciones y toma decisiones trascendentales para el país al calor de las copas y no dudo que obnubilado por los humos del alcohol haya caído en ese “ lapsus tontejus” de culpar a los comunicadores del país de ser los responsables de la inseguridad y la violencia que prevalece en nuestra nación.
Palabras de borracho o no, la respuesta de los periodistas organizados del país no se hizo esperar y fue aquí en la tierra donde nació el mexicano más grande que ha dado la historia de México, pero también el más odiado y satanizado por los panistas, conservadores y retrogradas, donde Felipe Calderón Hinojosa recibió la respuesta contundente con la DECLARACION OAXACA emitida por la Federación de Asociaciones de Periodistas Mexicanos A.C (FAPERMEX) que tuvo a la ciudad capital como sede de la X Sesión de Consejo Directivo y Comité de Vigilancia.
La respuesta de las 103 organizaciones de periodistas del país a través de la FAPERMEX levanta la voz para hacerse escuchar y fijar la postura del periodismo mexicano en estos momentos de crisis e incertidumbre, tanto política como económica, generada principalmente por quienes debieran de garantizar la seguridad social de todos los mexicanos, pero que, lamentablemente, no han tenido el tino ni la visión para conducir a México y a todos los mexicanos por la senda segura que la sociedad reclama.
Los periodistas organizados del país le dicen al presidente Felipe calderón Hinojosa, que es un incapáz para frenar la delincuencia en México y, sin bases ni sustento para afirmarlo, culpa a los comunicadores de ser los responsables de la inseguridad y la violencia que prevalece en nuestra nación.
Se le dice además que, entre otros puntos importantes que: Desde la ciudad de Oaxaca de Juárez, el periodismo organizado de México repudia los 37 asesinatos de periodistas que han caído abatidos en los 38 meses de una administración federal que camina sin rumbo, sin dirección y sin guia.
Los periodistas organizados del país a través de la Fapermex alzan desde Oaxaca la voz para decir: ¡Ya basta de tantas agresiones! ¡ Ya basta de tantos asesinatos! ¡Ya basta ciudadano Felipe calderón de culpar a los periodistas de sus fracasos¡ ya basta de tratar de culpar a otros de su incompetencia y falta de visión.
Las fuerzas armadas no tienen por qué culpar a los periodistas de la negligente actitud asumida por el actual régimen gubernamental para enfrentar a la delincuencia organizada, puesto que no es responsabilidad del periodista investigar ni detener delincuentes. La responsabilidad que el periodista tiene conferida es la de informar de manera veraz el acontecer cotidiano.
Los periodistas de México en la DECLARACION OAXACA reiteran su compromiso con la sociedad de ser interlocutores y que más allá de las amenazas, de las agresiones y desapariciones forzosas que podamos sufrir, vamos a seguir cumpliendo con la tarea que el Estado Mexicano nos ha conferido y ser el vínculo para decirles a todos los mexicanos la verdad de lo que está aconteciendo en nuestra patria.
El periodismo organizado del país le exige al Presidente Felipe Calderón, que es quien dirige las instituciones nacionales, una justicia pronta y expedita, conferida en nuestra carta magna: Los periodístas no queremos dádivas, ni favores; demandamos respuestas inmediatas. Porque la impartición de la justicia no es, ni debe ser, una concesión graciosa de los inquilinos del poder.
A estos comentarios sobre la Declaracion Oaxaca, solo me queda agregar: Pobre México, en manos de quienes ha estado en los últimos años. Primero en manos de un demente, y despues en manos de un dipsomano, que tal vez por su afición al alcohol, poco ha poco se ha atrofiado su cerebro y lo convierte paulatinamente en un mitómano.

Dejar respuesta