EL SALTO DEL CHAPULÍN

0
150

Hace unos días me llegó una invitación para el Foro “Ciudad Educadora” que organiza el presidente municipal electo Francisco Martínez Neri. A las pocas horas me llegó el mismo documento con el aviso “apócrifo”. Esta es una muestra de las patadas bajo la mesa entre los tres principales asesores en el equipo de lo que será el nuevo Ayuntamiento. Unos invitan, otros des-invitan. Los tres colaboradores principales que descuellan son Felipe Canseco, Isidoro Yescas y Daniel Cervantes

Hace dos semanas otros miembros del equipo de Martínez Neri se quejaron de que Felipe Canseco lleva a ciertos recomendados a reuniones con el edil electo lo que genera confusiones. Sucedió con la dirigente de ambulantes Guadalupe Díaz. Llegó a una reunión para hacer propuestas en torno a la invasión de puestos callejeros cuando ella es parte fundamental del problema.

Cada quien lleva a sus cuates en busca de posiciones. No pocos se han sorprendido con la presencia en esas reuniones de activistas como Yésica Sánchez y académicos seguidores de Daniel Cervantes. Los comentarios sardónicos no faltan como el de que la esposa de Felipe Canseco tiene una relación política muy cercana con Dolores Padierna, esposa del famoso Señor de las Ligas.  Que “son muy amigas” y que decidirán en la conformación del gabinete municipal ¿Y los oaxaqueños?

Lo que deriva de estas diatribas es una manifiesta división en el equipo de Martínez Neri antes de asumir el poder. Cada quien quiere llevar agua a su molino. Un grupo quiere dejar en mal al otro, obstruir los eventos que organiza el otro sin calcular que todos quedan mal.

Algunos miembros de la mafia del ambulantaje recomendados por Flavio Sosa han llegado a esas reuniones con la idea de llevar propuestas que beneficien a su grupo.