¿CANDIDATO YO?

0
1549

Por Felipe Sánchez

Escaparate Político

En el PRI estatal su dirigente Eviel Pérez Magaña tiene una visión catastrófica de su partido al decir que “ningún priista quiere ser candidato el próximo año”. En cambio, en el partido Morena se apuntan hasta los cleptómanos. Es el caso de Alberto Esteva Salinas. Este político, después de ser secretario en el gobierno de Gabino Cue, fue designado encargado de la delegación Álvaro Obregón de la CdMx que dejó Layda Sansores gobernadora electa de Campeche.

Como hombre de todas las confianzas de la campechana lo dejó en tal cargo, pero ¿Qué creen? Los medios ya le descubrieron negocios ilícitos a don Alberto quien se atrevió a abandonar unos días el interinato para venirse a Oaxaca donde dijo que aspiraba a ser gobernador.

Nombres de políticos de toda laya, principalmente del Morena, se barajan en el pasatiempo favorito de palomear o tachar nombres. Lo curioso es que, en el otrora partidazo, el PRI, desde ahora muestren sus miedos. Al menos en Oaxaca su dirigente ya dijo que “no hay voces que expresen ganas de participar en la próxima contienda electoral”. De antemano se sienten a avasallados en las elecciones del próximo año. El mismo fenómeno invade en otros institutos de como el PRD y el PAN,

RAÚL ALZA LA MANO

Pero no en todos los partidos políticos hay desaliento. En el PVEM el joven senador Raúl Bolaños Cacho Cue, decidido, alzar la mano:

“Tengo los pies en la tierra -dice-, sé que no es una decisión solamente mía, la política es de circunstancias, es presente y no futuro, pero sería un privilegio ser gobernador de mi tierra”, dijo a la entrevistadora Adela Micha.

No solo se apunta para la competencia, hasta bosqueja la personalidad del futuro gobernador y su presencia política. Dice:

“Quien sea el próximo gobernador tiene que ser para Oaxaca no para un tema personal. Por eso digo que la política es presente y no futuro. Tiene que ser para que le vaya bien a Oaxaca, tiene que ser un líder, un actor político que no polarice, que no radicalice, que conozca de política, que entienda de gobierno, que haya recorrido el estado y que le haya dado resultados a Oaxaca”.

Ante la entrevistadora reitera: “claro que quiero ser gobernador, tengo suficiente experiencia como funcionario público y como legislador, pero tampoco estoy obsesionado con esa idea”.

¿Se postularía por el PVEM? “Claro que sí porque mi partido es una opción que suma y lo que Oaxaca requiere no es la polarización que vive nuestro país. Requerimos un partido con un perfil de unidad porque Oaxaca es un estado donde está probado que cuando trabajan de la mano el gobierno federal y el estatal, sin importar partidos, hay resultado”.

Desglosa su trayectoria como funcionario del INFONAVIT al lado de Alejandro Murat, luego sus vivencias en la campaña que éste ganó para ser gobernador. Recuerda que fue secretario de desarrollo social posición que le permitió revertir la tendencia de la pobreza en Oaxaca.  “De cada apoyo que entregábamos en la lucha contra la pobreza sabíamos nombre, apellido y quien lo recibía”.

“De allí gané el escaño y me fui al Senado de la República donde impulso el uso de las energías renovables y limpias. Como presidente de la Comisión del Medio Ambiente y secretario de la Comisión de Energía, impulso con decisión una política para hacer conciencia sobre el rechazo al uso de energías fósiles porque el cambio climático ya nos alcanzó”.

EL SALTO DEL CHAPULÍN

La pandilla de la muñeca fea en el Tribunal Superior del estado persiste en su obcecación por afianzar su control absoluto de este poder y, dicen, da otro zarpazo.

Todo indica que con su tío el diputado morenista Ericel Gómez Nucamend, han tejido fino al interior del congreso local. Con la diputada morenista Elisa Zepeda presidenta de la Comisión de Justicia, pretenden ampliar hasta el 2026 la investidura a 4 magistrados de los que llaman “espurios” por haber sido electos sin ajustarse a lo que ordena la ley desde el 2011.

A los que pretenden ratificar son: Ana Mireya Santos, René Hernández Reyes, Tito Ramírez González y Enrique Cordero Aguilar. De ser ratificados por el pleno del Congreso, romperían record de permanencia en ese cargo.

La propuesta, aún en calidad de publicidad del dictamen, lo elaboraron los diputados Elisa Zepeda, Magaly López, Karina Espinoza, Lilia Mendoza y Noe Doroteo Castillejos, aunque quien sabe si todos firman.

Como primer premio dicen que a Elisa la dejarían proponer a su secretaria Carmelina Gaspar como consejera de la Judicatura del mismo Poder Judicial. Qué buen reparto.

 

 

Compartir
Artículo anterior EL SALTO DEL CHAPULÍN
Artículo siguienteDESDEÑAN PROPUESTA DE SOLUCIÓN A LA PROBLEMÁTICA DEL COMERCIO INFORMAL
Autor de Escaparate Político desde 1977 consolidada como una de las columnas de mayor permanencia. Dos veces Premio Estatal de Periodismo; Premio México de Periodismo de la Federación de Asociaciones de Periodistas de México. Socio fundador de la Asociación de Periodistas de Oaxaca. Corresponsal (Oaxaca) de la gran cooperativa de Excélsior hasta su privatización.