EL HILO NEGRO

0
564

LA rebatiña que se ha soltado en lo que queda de la APPO es tal que preocupa a su mismo progenitor, la sección 22.

A ESO se debe que el dirigente formal del Magisterio, AZAEL SANTIAGO CHEPI, haya revelado que las pugnas entre los dirigentes de algunos grupos al interior de la llamada Asamblea Popular de los Pueblos (APPO), sea la causa de que esta organización esté tan disminuida. “Cada cual se mueve de acuerdo a sus intereses” de grupo y personales.

OTRO DE los comandantes sobresalientes de la APPO en sus tiempos de gran beligerancia del 2006, el hoy diputado convergente ZENEN BRAVO, sale ahora con que, efectivamente, esta asociación ya no representa la “lucha popular” y hasta confiesa que como ya no es negocio, que fundará otra agrupación con la que pueda obtener del gobierno apoyos para unas 10 organizaciones que antes actuaban al ritmo que les permitían las movilizaciones de la sección 22, y seguir explotando a los dueños de los mototaxis y taxis pirata.

CON estas declaraciones, los grandes beneficiarios creen que están descubriendo el hilo negro y con el más grande de los desparpajos dicen que la APPO ha dejado de ser instrumento útil para la presión y el chantaje político. Reconocen, finalmente, que la APPO es una entelequia, como ya lo decía mucha gente. Nada de que, como expresaban sus mecenas, “es el pueblo en pie de lucha”.

TALES declaraciones necesariamente cambiarán la forma de operar de los que mandan en la sección 22 y de los políticos que hábilmente manejaron a la APPO para sus intereses. Su estrategia de asustar con “el petate del muerto” (la APPO) a sus adversarios ya no será tan efectiva. En el caso de la 22, también le será difícil seguir protegiendo a los vándalos que destruyen vidrios y pintarrajean fachadas en todas sus marchas, con la justificación de que son de la Asamblea Popular.

SOLO algunos despistados como el senador SALOMÓN JARA y su compañera OTILIA GALINDO que, tal como lo anuncié aquí el pasado día 22, ya traicionaron al PRD que les dio poder y fuero, siguen ofertando la fuerza de la “poderosa APPO”.

PARA ser aceptados en el PT y convertirse de facto en los dueños en Oaxaca de la alianza “Salvemos a México” de López Obrador, vendieron la idea de que detrás de ellos está la APPO y que hasta el comandante Flavio (el demonio de Tasmania) “nos hace los mandados”. Lo más chusco es que se han convertido en auténticos engañabobos. Encontraron a quién venderle la entelequia. Antes al gobierno y hoy al PT.

PERO usar la APPO como espantapájaros no es nada nuevo. Les cuento que ante el Secretario de Gobernación en aquellas mesas llamadas “para la transición y gobernabilidad” en el 2006, CARLOS ABASCAL, siguiendo los consejos de DIODORO CARRASCO, llegó al grado de creer que se trataba de una fuerza política real, no como la fuerza beligerante que significaba por los más variopinto de los intereses políticos que confluían en ella.

LOGRARON incluso que el mismo ABASCAL empujara la Reformas política -la misma echó abajo la Corte, por aberrante- con la idea de que la APPO dejara la revuelta y buscara el poder como partido político y en las urnas. Resultó lo que ya sabemos. Ni era fuerza política, ni representaba al pueblo.

ESTO no lo digo yo. La evidencia la dieron los mismos que, en determinado momento, fueron simpatizantes de la APPO, en diversas declaraciones periodísticas:

DADO QUE aquí nuestros políticos nos consideran un pueblo de desmemoriados, es bueno recordar lo que dijo, por ejemplo, el abogado ISRAEL Ochoa Lara: La APPO es “un movimiento muy amorfo”, que “no está bien estructurado” y carece de dirigencia formal. Pone como ejemplo su propio caso:

“Dicen que yo soy el abogado de la APPO, pero a mi nadie me ha dado ese nombramiento formal. En una asamblea, y sin darle mucha importancia me encargaron de pronto darle cauce jurídico a sus demandas. Y hasta ahí. La APPO no tiene ninguna estructura orgánica, está conformada por grupos que tienen distintos intereses.”

Otro líder de la APPO cuestionado por acomodaticio es MIGUEL ANGEL SCHULTZ, representante del Frente de la Cordillera Norte. SCHULTZ fue primero corresponsal en Oaxaca del periódico La Jornada, de ahí pasó a formar parte del gobierno priísta de DIÓDORO CARRASCO, quien lo puso al frente de la Coordinación de Comunicación Social.

IGUAL que ZENEN BRAVO, otro profesor muy visto como manejador de la APPO es ROGELIO PENSAMIENTO MESINAS, el dirigente del MULTI, conformó en un tiempo la organización Unidad Popular que de mantuvo un tiempo gracias a sus amarres con los gobiernos tricolores.

Estos tres dirigentes opinaban relevantemente como representantes de la APPO en las mesas de diálogo que se llevaban acabo en la Secretaría de Gobernación.

La APPO fue muy criticada por algunas de sus acciones que violentaron los derechos humanos, como la humillación pública de algunos empleados del gobierno; por sus turbias negociaciones con empresas camioneras y comerciantes ambulantes, a quien cobraban y lo siguen haciendo “cuotas voluntarias” por dejarlos trabajar, y por sus actos vandálicos, robos y otros daños a particulares.

EN LOS medios quedaron registradas las versiones de que algunos grupos de la APPO sostuvieron reuniones secretas con el gobierno de Ulises Ruiz en aquel 2006 mientras sus tutores de la sección 22 decían haber desconocido al gobierno del estado.

DESDE entonces la APPO se exhibía como un ente amorfo y sin rumbo, y cuando empezó a servir a candidatos de diversos partidos, muchas organizaciones serias empezaron a desligarse. Aunque desde la sección 22 y los vocingleros de GABINO CUE insistían en que “ la APPO es el pueblo” y sugerían corregir desde dentro estas “desviaciones” y reforzar lo positivo de la APPO para lograr una trasformación política de fondo, ya nadie les creyó. Estamos presenciando el desenlace.

Para el sacerdote WILFRIDO MAYREN PELAEZ, coordinador de la Comisión Diocesana de justicia y paz, en la APPO “hay falsos luchadores sociales que, a través de componendas, solo buscan su provecho político y económico. Aquí primero padecimos un gobierno fascista y ahora sufrimos un fascismo impuesto por el magisterio y la APPO”.

CONTRA aquel mismo reconocimiento de CARLOS ABASCAL, el abogado OCHOA LARA ya advertía lo contrario. Dijo en aquella ocasión que “las mesas del diálogo en Gobernación -donde ponderaban a la APPO- tampoco resolverán nada, puesto que las propuestas son una táctica del gobierno federal para ganar tiempo y dividir y desgastar al movimiento, nada más”. Y sobre los mecenas de la Asamblea Popular, como augurio dijo:

-Nada lograrán los personajes notables que se presentan a mediar.

-El obispo SAMUEL Ruiz, el obispo LONA, el pintor Toledo, son unos figurones. Mis respetos para ellos. Pero se metieron entre las patas de los caballos y han salido raspados y maltrechos. Aquí no han tenido ninguna presencia.

COMO YA sabemos, el 13 de septiembre del 2006, en las oficinas de Gobernación, en la ciudad de México, el Gabinete de Seguridad Nacional determinó la salida al desastre. Al día siguiente, el jueves 14, el Congreso del estado solicitó formalmente la presencia de las fuerzas federales, en un decreto que envió a la Presidencia de la Republica, al Congreso de la Unión y a la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

TODO por el despropósito de la APPO. Le ofrecieron ganar el poder en las urnas pero como no fueron nunca la fuerza política que decían, se empeñaron en tomar el poder mediante la violencia. El espectro ya se esfumó.

Compartir
Artículo anteriorLOS DESTAPES
Artículo siguiente¿Y LA UNIVERSIDAD ?
Autor de Escaparate Político desde 1977 consolidada como una de las columnas de mayor permanencia. Dos veces Premio Estatal de Periodismo; Premio México de Periodismo de la Federación de Asociaciones de Periodistas de México. Socio fundador de la Asociación de Periodistas de Oaxaca. Corresponsal (Oaxaca) de la gran cooperativa de Excélsior hasta su privatización.

Dejar respuesta