EL SALTO DEL CHAPULÍN

0
77

La orden del Chapito es imponer “a cualquier costo” al frente del STEUABJO a un empleado motejado “Casimira” quien se dice compadre de Eduardo Martínez Helmes.

La revuelta la iniciaron el pasado día 7 en la Escuela de Administración donde se juntaron unos 300 afiliados al mencionado sindicato para que el secretario general informara del pago de bonos que el gobierno les debe. El plazo para finiquitar el adeudo ya lo había decidido el gobernador del estado, pero ese fue el pretexto para pedir la destitución de Ariel Luján y la toma de sus oficinas.     Programaron asamblea para el pasado día siete, pero como no hubo quorum aquello se tornó en una revuelta incitada por los porros. Fue tal el desorden que ni siquiera hubo informe.

En el momento en que el secretario general Luján Pérez, preguntó por la cantidad de fichas que habían entregado para la instalación de la asamblea que requería de dos terceras partes de los dos mil afiliados, descubrió la trampa. Al no haber quorum, se inició el ataque de los golpeadores y gentes ajenas al sindicato.

El “Shakira” incitó con gritos la agresión contra el secretario general y que renunciara. Los ánimos se calentaron y el dirigente sindical prefirió dejar la reunión. Fue el maremágnum y el anuncio de lo que está planeando el Chapito.

Compartir
Artículo anteriorFESTÍN DE PORROS
Artículo siguienteCOMENTARIO A TIEMPO: «LA CIUDAD DE MÉXICO ENTRE LAS 60 MÁS SEGURAS DEL MUNDO»
Autor de Escaparate Político desde 1977 consolidada como una de las columnas de mayor permanencia. Dos veces Premio Estatal de Periodismo; Premio México de Periodismo de la Federación de Asociaciones de Periodistas de México. Socio fundador de la Asociación de Periodistas de Oaxaca. Corresponsal (Oaxaca) de la gran cooperativa de Excélsior hasta su privatización.